Diferencias entre RGB y CMYK

¿Tu agencia de publicidad o tu empresa de impresión utilizan unas siglas extrañas que no entiende? ¿Siglas como CMYK y RGB? Casi con total seguridad cuando te lo intentaron explicar tú sólo asentiste con la cabeza y fingiste entender algo de lo que te estaban contando. Pero para eso estamos nosotros,  para hablarte de forma clara y sencilla del significado de ambos términos. Es más sencillo de lo que parece, presta atención.

¿Qué significan estas siglas?

CMYK: Cyan-Magenta, Amarillo y Negro

RGB: rojo, verde y azul

¿Cuál es la diferencia entre CMYK y RGB?

Dependiendo de qué proyecto vayamos a realizar utilizaremos un esquema CMYK, para impresiones o RGB para televisiones y ordenadores. Vamos a profundizar en los detalles sobre esta cuestión.

El esquema RGB

Utiliza combinaciones de estos tres colores, recordemos; rojo, verde y azul, para crear millones de otros colores fuertes y combinaciones, y es el usualmente utilizado en las pantallas de televisión y ordenadores.

El esquema CMYK

Trabaja en cuatricromía, con los colores cyan, magenta, amarillo y negro. Estos cuatro colores se mezclan con diversos porcentajes para conseguir cualquier tono, representado el 0% una adición de nada de color y el 100% una adición por completo del color indicado. Es decir, el color amarillo al 100% dará como resultado una impresión en amarillo. Es este el sistema utilizado en la impresión offset.

¿Cómo sé cuándo usar cuál?

De forma resumida diremos que si quieres realizar un trabajo de impresión como una tarjeta de visita, papelería, o un boletín de noticias deberás utilizar el esquema CMYK.

Si por el contrario tu diseño solo va a ser utilizado para ser visto digitalmente debes utilizar el esquema RGB.  Las pantallas están configuradas para trabajar exclusivamente con los colores RGB y hay una simple explicación detrás de esto. Un monitor digital está compuesto de pequeñas unidades llamadas píxeles. Estos píxeles se componen de tres unidades de luz, una para el rojo, otra para el verde, y una para el azul. Los valores RGB se aplican a estos píxeles, estableciendo así la luminosidad para cada una de las unidades de luz en cada píxel.

¿Cuál es mejor?

Ninguno es perfecto y por lo tanto ambos procesos tienen sus ventajas e inconvenientes. Como ya habrás podido imaginar, en RGB se pueden producir muchos más colores, aunque la posterior conversión a CMYK no sea luego la más fidedigna, por ello es necesario convertir los archivos en CMYK antes de su impresión, algo que permiten la mayoría de los programas. Por otra parte, este sistema cuenta con algunos defectos, principalmente la dificultad para reconocer el color azul y algunos problemas con los rojos oscuros, por lo que el cuidado al trabajar con estos dos tonos debe de ser máximo.

En cualquier caso, es imprescindible que como dueño o trabajador de un negocio conozcas ambos sistemas de color pues solo de esta manera podrás solicitar un servicio profesional, si bien es cierto que será el propio diseñador quien deba manejarlos con soltura para hacer correctamente su trabajo.

Recuerda que si necesitas un catálogo de productos, un packaging personalizado, realizar una revista, una pequeña tirada de carteles, muestrarios, flyers …si necesitas tiradas cortas, plazos de entrega ajustados y costes bajos, estas en el sitio adecuado. En PrintHaus te podemos ayudar.

Sin comentarios

Publicar comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies